Víctor Madero: Ser concejal en Dictadura

CARTA ABIERTA A UN PUEBLO DESESPERADO

¿Por qué llegamos a ser concejales en el año 2013? Existía en el Municipio José Félix Ribas un sentimiento  de lucha, por darle un parao’ a tanta delincuencia que reinaba dentro del Poder Legislativo y Ejecutivo local.

Desde que llegamos al Concejo Municipal, nos encontramos con una “cofradía delincuencial” que estafaba a los comerciantes a través de un acoso tributario, avalado por ese cuerpo edilicio y que de manera oportuna y casi de inmediato fue puesto al descubierto y denunciado a la Contraloría General.

Así mismo, éramos víctimas de expropiaciones ilegales de espacios privados, que tampoco recibieron utilidad pública, sino que fueron simplemente robados, con el aval de la Cámara Municipal del momento.

Desde el punto de vista jurídico, nada de lo que ocurría en el Municipio Ribas tenía soporte legal, lo que ameritó, declarar la emergencia para así poner al día, los libros y actas, tanto en físico como en digital de nuestra historia reciente.

Aparte de la actualización y creación de novedosas ordenanzas, se promovió el apoyo legal a las comunidades, a través de los Comités Especiales, tal es el caso de la contaminación de los pozos de agua, cuyo trabajo de los vecinos, permitió que las instituciones del Estado se abocaran a atender dicha emergencia, por citar un ejemplo.

Las denuncias a tiempo, de cada uno de los graves problemas de servicios públicos, nos permitieron protestar de manera formal y por escrito, todas estas carencias, la mayoría evidentemente, sin respuestas.

En materia deportiva, por ejemplo, logramos la declaración de Patrimonio Municipal a la escuela de Boxeo, la cual pretendía el Ejecutivo, desalojar de sus espacios.

Cedimos el comodato del Palacio Campo Elías, para la creación de la Universidad de las Artes, con la condición, que tuviera una Junta de Mantenimiento de este monumento histórico.

Trabajamos de la mano con todos los sectores, gremios, instituciones, sin distingo político, a quienes convocamos y de manera voluntaria se acercaron con alguna propuesta y cuya inquietud, fue escuchada.

Para nosotros fue fundamental la aprobación de créditos para el pago oportuno de los trabajadores y jubilados de la administración pública, logrando así poner al día el pago de los trabajadores del Instituto Municipal de Aseo (IMAU), siendo los más golpeados por un Gobierno que poco le reconoce un trabajo tan importante como es mantener nuestros espacios limpios.

Un punto aparte merecen los reconocimientos otorgados desde el primer año de gestión a todos los sectores. Nosotros los demócratas, creemos en enaltecer lo bueno que hacen los venezolanos, tema olvidado por quienes hoy pretenden imponer sus íconos y eliminar al resto de quienes hicieron, pero sobretodo hacen por recuperar nuestra sociedad. Nombrarlos acá sería interminable, pero desde el señor que barre la acera, hasta el empresario inmigrante que han levantado está ciudad, están reconocidos hoy.

La lucha contra el secuestro de una sociedad pujante, víctima de un régimen que en su mejores años uso el apoyo popular para convertir, no solo al municipio Ribas en un desastre, sino a todo un país, sigue y con más motivos.

Hicimos muchas cosas, pero dejamos de hacer muchas más, por ello, mi compromiso es, el que ustedes conocen: recuperar mi país.

Víctor Madero

Diciembre 2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Sistema anti plagio la nueva voz.